Representantes de los titulares de los más de 2.000 colegios católicos de España reunidos en Asamblea general fijan sus líneas de acción de futuro

La enseñanza concertada mantiene sus reivindicaciones: Pacto educativo, libertad real de enseñanza y adecuada financiación

13 de abril de 2018. 

Cerca de 180 representantes de los titulares de los más de 2.000 colegios católicos afiliados a Escuelas Católicas (EC) se han reunido durante día y medio en la casa general de las Hermanas del Amor de Dios en Madrid y han hecho balance del año anterior, han fijado retos y han diseñado líneas de acción de futuro. Entre ellas destacan, reivindicaciones tradicionales pero que siguen estando vigentes, y que se consideran urgentes como un Pacto Educativo que dé estabilidad al sistema, el reconocimiento y aplicación real de la libertad de enseñanza y la financiación adecuada al coste real del puesto escolar.

Estas cuestiones se consideran prioritarias y se seguirán defendiendo y reivindicando a través de Escuelas Católicas en todos los foros posibles. Asimismo, se comprometen a ofrecer una formación más integral para profesores y directores; a facilitar herramientas de comunicación que permitan a los centros difundir mejor su proyecto educativo y carismas; a defender la estabilidad y seguridad en la relación laboral entre centros y trabajadores; a impulsar una innovación educativa basada en la reflexión; a renovar su compromiso con la cooperación al desarrollo; y a lograr la alianza educativa entre familia y escuela.

Esas demandas y compromisos del sector se han resumido en los siguientes puntos:

  1. Escuelas Católicas sigue reclamando un Pacto por la Educación que dé estabilidad a nuestro sistema educativo. Lamenta que algunos partidos políticos y grupos sociales hayan abandonado, con diversos pretextos, los foros en los que se está trabajando para alcanzarlo (Subcomisión parlamentaria, Consejo Escolar del Estado), y pide a todos un ejercicio de responsabilidad para llegar a un acuerdo basado en el que se consiguió con la redacción del Artículo 27 de nuestra Constitución. Nuestra organización sigue dispuesta a colaborar en la consecución de este objetivo mediante el diálogo en todos los ámbitos donde sea necesario.
  1. Escuelas Católicas sigue luchando por el reconocimiento y aplicación real de la libertad de enseñanza en todas las comunidades autónomas mediante la defensa de las unidades concertadas con demanda social y la complementariedad de las redes pública y concertada. Asimismo, valora positivamente el reciente pronunciamiento del Tribunal Constitucional sobre diversos aspectos de la LOMCE (clase de Religión, educación diferenciada…) porque refuerza la libertad de los padres para elegir el modelo educativo que deseen entre los ofertados por las entidades titulares, tal y como contempla el Artículo 27 de la Constitución y los tratados internacionales.
  1. Escuelas Católicas renueva su petición de una financiación adecuada del coste real del puesto escolar que garantice, en igualdad de condiciones para todos, la educación de calidad que exige el futuro de los alumnos, una atención adecuada a los que tengan necesidades educativas especiales y una previsión realista de las inversiones necesarias para una Formación Profesional propia del siglo XXI.
  1. Escuelas Católicas va a seguir trabajando mediante la reflexión, el debate interno y la constitución de alianzas estratégicas en la programación de actividades relativas a la pastoral, en consonancia con nuestros idearios y nuestro Plan Estratégico. Seguirá apoyando a las instituciones titulares en su actividad en este campo y en la tarea de formación de profesores y directores mediante un documento marco renovado sobre la evangelización en la Escuela Católica, un Certamen de buenas prácticas, un nuevo ciclo de Jornadas de Pastoral en su formato bianual, los cursos de Godly Play de formación bíblica y un nuevo programa de formación teológica para docentes que facilite el diálogo fe-cultura en el aula.
  1. Escuelas Católicas considera la comunicación una herramienta fundamental de apoyo a su misión y a la de sus instituciones y centros educativos. Por eso, tras el Congreso Emociona quiere continuar la investigación sobre la comunicación global, para estar así en condiciones de implantar en nuestro ámbito las novedades que mejor se adapten a nuestras necesidades. Del mismo modo, apuesta por la formación de los centros y entidades titulares, con la convicción de que un mayor dominio de su comunicación aporta enormes ventajas a su tarea.
  1. Un pilar fundamental de nuestro trabajo es el acompañamiento a las comunidades educativas, así como su formación basada en la reflexión-acción y en los resultados de las investigaciones pedagógicas de éxito. Convencidos de que este acompañamiento ha de tener un valor significativo para las instituciones, ofrecemos a las entidades titulares y centros el Pensamiento de Innovación Educativa (PIE) sistematizado en Escuelas Católicas, que tiene por objeto mejorar la acción educativa en un proceso continuo de evolución. Así se refuerza la identidad de cada institución, se mejoran las oportunidades de aprendizaje de cada alumno y se renuevan las competencias profesionales de los educadores, haciendo de la innovación un cambio sostenible.
  1. Escuelas Católicas valora positivamente las negociaciones que se están llevando a cabo con todas las organizaciones empresariales y sindicales de ámbito nacional para clarificar distintos aspectos del VI Convenio Colectivo de Enseñanza Concertada, especialmente los que se refieren a la jornada, con el fin de otorgar estabilidad y seguridad a la norma básica que regula la relación laboral entre los centros y los trabajadores de su sector. Asimismo, nuestra organización seguirá trabajando en todos los procesos de negociación colectiva en los que participa con el ánimo de llegar a acuerdos que salvaguarden los derechos de los centros y garanticen un trato justo a todos sus trabajadores.
  1. En momentos en que parece que la economía española comienza a retomar una senda de crecimiento, Escuelas Católicas considera que deberían ser prioritarias unas políticas sociales de impacto global que ayuden a evitar dramas como los que vivimos en nuestra frontera o en el Mar Mediterráneo. Sensibles al dolor de tantos hermanos que huyen del hambre, la pobreza o la guerra y caen en ocasiones en redes de tráfico de personas o de explotación sexual, renovamos nuestro compromiso por una cooperación al desarrollo eficaz que ponga en su centro de interés la situación de las personas y la educación para su futuro, y no una política que sólo pretenda hacer muros más infranqueables.
  1. Queremos proseguir en nuestro empeño por recuperar en todos los centros la alianza educativa entre la familia y la escuela a la que nos llama el papa Francisco, convencidos de que estas dos instituciones son las fundamentales para la educación de los niños y jóvenes, y de que los esfuerzos por trabajar de común acuerdo entre ambas son irrenunciables.
2018_04_13_asamblea

Sobre Escuelas Católicas

Escuelas Católicas es la marca de FERE-CECA, que agrupa a titulares de centros educativos católicos desde 1957, y de Educación y Gestión, organización empresarial de dichos centros desde 1989.
Hoy representa a 2.048 centros educativos concertados católicos, a los que pertenecen 1.207.527 alumnos y 100.400 trabajadores, de los que 84.252 son docentes. A su vez, Escuelas Católicas supone el 14,9% del total del sistema educativo y el 59% de la privada concertada, lo que la convierte en la organización más representativa de este sector. Apuesta por la innovación y mantiene una actitud emprendedora para adecuarse a la nueva realidad de los alumnos.

Utilizamos cookies propias y de terceros para obtener datos estadísticos de la navegación de nuestros usuarios y mejorar nuestros servicios. Si acepta o continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información aquí.

ACEPTAR
Aviso de cookies